5ta Prioridad de la ICM en materia de Salud y Seguridad

Los trabajadores no deben de estar expuestos a sustancias cancerígenas en el lugar de trabajo

Los sindicatos quieren una regulación estricta y medidas de cumplimiento para asegurarse de que no haya exposición a cualquier cosa causante de cáncer.

Todos los cánceres profesionales pueden evitarse. Los sindicatos están a la vanguardia de la campaña contra el uso de agentes carcinógenos (sustancias que causan cáncer) en el lugar de trabajo. Muchas sustancias, de las que los empleadores han dicho que son seguras, solamente han sido reconocidas como peligrosas, porque los sindicatos se percataron de que los trabajadores estaban muriendo como resultado de la exposición e hicieron campaña para su prohibición o control. Un ejemplo claro es el amianto, que según la Organización Mundial de la Salud mata a 107.000 trabajadores cada año, pero que durante años empleadores y productores afirmaron que era seguro, sólo para proteger sus beneficios. A día de hoy los principales países productores de amianto, la Federación de Rusia, Kazajstán y Brasil, siguen defendiendo el uso del amianto. La ICM ha hecho campaña durante mucho tiempo por la prohibición global de todo uso de amianto y la eliminación de las enfermedades causadas por el amianto.

Los sindicatos quieren que se eliminen totalmente los carcinógenos del lugar de trabajo, cambiando el proceso o sustituyendo el carcinógeno con otro material más seguro. En algunos casos no es factible, pero en estos casos el trabajador debe estar completamente protegido de la exposición. Esto se puede hacer cerrando el proceso, instalando ventilación y proporcionando equipo de protección.

La ICM tiene una campaña global “¿Cáncer? – ¡No, gracias! » Se puede encontrar material al respecto en el sitio web de la ICM

Comments

No comments yet.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *